Especies de Plantas Carnívoras

Estas plantas se han adaptado a condiciones de ácido y pobre en nitrógeno asimilable; en estas condiciones, capturar insectos es una forma de obtener compuestos nitrogenados sin necesidad de sintetizarlos del suelo. Al mismo tiempo, las hojas de las plantas carnívoras hacen la fotosíntesis como el general de las plantas por eso siempre es adecuado colocarlas en lugares donde reciban buena iluminación y si por algún tiempo no capturan insectos su vida continua sin problemas.

Las diferentes especies de plantas carnivoras atraen a su presa (que en la naturaleza suelen ser insectos y raramente pequeños mamíferos o peces), la trapan, con algún mecanismo desarrollado según su especie (pegamento, jarros, cepos moviles, etc) y finalmente digieren a su presa, es decir, absorven los nutrientes y los asimilan para su crecimiento.

Especies de Plantas Carnivoras

Podemos encontrar muchisimas especies de plantas carnívoras al rededor del mundo. Muchas de ellas podrían ser capaz de encontrarse en estado salvaje, otras ha sido necesario su cultivo para poder asegurar la continuidad de su especia. Pero existen algunas especies de plantas carnívoras, que han sido creadas a través de modificaciones y combinaciones geneticas.

Algunas de las especies de plantas carnívoras más comunes son: